martes 16 de octubre

Un Brasil de Bolsonaro le pondrá presión a la economía argentina

La primera encuesta para el segundo turno de la elección presidencial brasileña arrojó una ventaja fuerte, de 58 a 42%, probablemente indescontable, para Jair Bolsonaro, pero el reinicio de la campaña mostró, por primera vez en varias semanas, una toma de distancia del mercado financiero con respecto al candidato de ultraderecha. La causa fue una declaración suya que puso en duda el alcance del plan de privatizaciones totales que promete quien será su súper ministro económico, Paulo Guedes. ¿Vuelve el Bolsonaro económicamente nacionalista de toda su trayectoria? ¿Claudica en su reciente conversión al liberalismo?

En medio de estas dudas, ¿cómo sería, en lo económico, el Brasil de Bolsonaro y qué impacto tendría en una Argentina que necesitará, en el 2019 electoral, del tirón que pueda darle el vecino para salir del pozo?


Tradicionalmente, cada punto de crecimiento del Producto en Brasil arrastra, sobre todo en base a la demanda de productos industriales argentinos, un cuarto de punto aquí. Si, como esperan los economistas de referencia en el país vecino, la expansión alcanza allí el 2,5% en 2019, el reflejo en nuestro país sería un crecimiento de la actividad de, al menos, medio punto porcentual. Eso, más lo que aporte el campo, centra las esperanzas del gobierno de Mauricio Macri para comenzar un rebote oportuno.

Dejar un comentario