sábado 27 de noviembre de 2021
Cursos de periodismo

Un gabinete más vertical y con menos compromiso con la política

Un gabinete ágil, ejecutivo, con menos perfil político y lealtad absoluta al Presidente. Ese parece ser el perfil del renovado equipo de ministros que Mauricio Macri eligió para la segunda parte de su mandato, la del «reformismo permanente» .

En la Casa Rosada coincidieron en que las salidas de Jorge Lemus (Salud) y Ricardo Buryaille (Agro) respondían a los «escasos éxitos» en sus respectivas gestiones, y a la necesidad de «dinamizar» esos ministerios. Y enfatizaron que sus reemplazantes Adolfo Rubinstein y Luis Miguel Etchevehere son «idóneos» para la tarea que les han encomendado, y carecen de «compromisos» partidarios. Un perfil similar al de otras recientes incorporaciones al gabinete, como el canciller Jorge Faurie y el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne , que sólo deben lealtad a quien los ubicó allí: el Presidente.

«La idea es dar impulso a la gestión; ser ministro durante dos años produce un desgaste y por eso los cambios», afirmaron cerca del jefe de Gabinete, Marcos Peña, encargado de comunicarle a los ministros que no seguirían en el cargo (ver aparte). «Los cambios estaban previstos y conversados», agregó otro miembro del gabinete. Más allá de sus simpatías por el radicalismo, ni Rubinstein ni Etchevehere tienen compromisos demasiado visibles ni responden a líneas internas del centenario partido. Algunos funcionarios, de todos modos, creen que el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA) podría intentar ir por la gobernación de Entre Ríos en 2019, y su paso por la gestión serviría de vidriera para ese objetivo.

lanacion.com.ar  (www.lanacion.com.ar)