lunes 17 de diciembre

Una denuncia de Bonadio puede afectar el futuro de causas sensibles contra Macri

Vaciar fiscalías de personal y recursos, hostigar, trasladar fiscales que promueven el avance de causas sensibles para el Gobierno e iniciar causas penales y administrativas a los fiscales que investigan al poder de turno son prácticas que no pasan de moda. Tampoco tienen color político. Se trate de los gobiernos menemista, kirchnerista o macrista, el mensaje es el mismo. La intención también. Los aliados para ejecutarlas pueden variar, es cuestión de tiempos.

Mientras Cambiemos toma la posta en el reacomodamiento de tribunales clave en la Justicia, el juez federal Claudio Bonadio denunció el jueves a los fiscales Federico Delgado y Sergio Rodríguez a pedido del jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas. El funcionario y amigo del Presidente pidió dos cosas: que se avance contra el “bolsero” brasileño Leonardo Meirelles, que sostiene haber realizado pagos indebidos a Arribas, por presunto falso testimonio y que se investigue a los fiscales del caso Odebrecht.


Dejar un comentario