martes 30 de noviembre de 2021
Cursos de periodismo

Vagabundos y rufianes, primeros universitarios

Si la huelga de transportes de anteayer me permitió subir al avión, mientras usted lee estas líneas vivo uno de esos momentos en que me encanta ser periodista científica: poder escuchar a investigadores de primera línea y participar en diálogos que nos hacen reflexionar. Estoy en el ambiente estimulante de la Universidad de Harvard, donde hoy y mañana se realiza el seminario Pensando la Argentina 2030, organizado por la Asociación de Estudiantes Argentinos en Harvard (HASS, por sus siglas en inglés).

La que es considerada una de las mejores casas de estudios superiores del mundo fue fundada como New College en 1636, «para formar ministros». Su influencia fue inmediata: dos años más tarde se cambió el nombre de la ciudad donde se había levantado de «Newtowne» a «Cambridge», para que refiera a la sede de la universidad homónima en Gran Bretaña, iniciada por un grupo de académicos que habían huido de Oxford y que la había precedido en 427 años. Luego, cambió su nombre por Harvard College en recuerdo de un joven clérigo que -dicen- donó a la institución su biblioteca de 400 libros y 779 libras, que era la mitad de su patrimonio.

lanacion.com.ar  (www.lanacion.com.ar)