Ya hace tanto calor en Qatar que el gobierno ha instalado aire acondicionado en la calle

Si no revertimos los efectos del cambio climático y la temperatura del planeta asciende dos grados, ciudades como Qatar podrían resultar inhabitables de cara a 2100. De hecho, las elevadas temperaturas actuales hacen que el 60% de la electricidad del país se destine a mantener los sistemas de aire acondicionado. Como resultado, los qataríes pueden cenar en una terraza en agosto, pero a costa de continuar incrementando los gases efecto invernadero.

El mundial de atletismo celebrado a finales de septiembre generó mucha controversia, entre otras cosas, por el calor que hacía. Con una temperatura entre los 35 y los 40 grados la organización se vio obligada a instalar un sistema de aire acondicionado en uno de sus estadios para salvar la competición. ¿Resultado? La sensación térmica dentro del recinto pasó de los 38 grados que había fuera a unos agradables 23.


Esta práctica se está extendiendo cada vez más a centros comerciales al aire libre, mercados o incluso aceras. En verano, la temperatura nocturna se mantiene entre los 38 y los 40 grados con unos niveles de 85% de humedad, lo que hace que la vida al aire libre no sea muy llevadera.