15.3 C
Buenos Aires
domingo 26 de septiembre de 2021
Cursos de periodismo

Alquiló una casa por Airbnb para filmar películas porno

Una californiana espera que Airbnb, el sitio de alquiler de inmuebles, le reembolse los gastos luego de que una inquilina causara daños por USD 10.000, mientras que presuntamente filmaba una película porno en la casa.

Sharon Marzouk contó que suele alquilar algunas habitaciones de su casa, y se encontró con una solicitante que le pareció una potencial buena inquilina.

Sin embargo, (posibles anfitriones de Airbnb tomen nota), la «agradable y sonriente mujer de veintipico» era mucho más. Al parecer se trataba de una joven muy olvidadiza con una inclinación por la pornografía. Fue una lección que Marzouk tuvo que aprender de la peor manera.

De acuerdo con UPI.com, Marzouk planeaba estar fuera de la ciudad durante varias semanas, por lo que publicó en Airbnb que estaba buscando un inquilino a largo plazo para una habitación disponible, y no pasó mucho tiempo antes de que recibiera una consulta de «Vera «, que escribió: «Soy estudiante. Soy muy tranquila y limpia. No bebo, fumo o ni me drogo».

Marzouk pensó que había encontrado la inquilina perfecta.

«Esta fue mi primera prueba de alquiler con Airbnb de alguien que no conocía. Pero al ver que era una buena mujer sonriente de unos veinticinco años, insistiendo en que era limpia, fácil de llevar y con ganas de reservar mi habitación, me dije a mí misma… ¿qué puede salir mal?» escribió Marzouk en Facebook.

A los pocos días, comenzó a escuchar a sus vecinos decir que su nueva inquilina era «interesante».

Entonces recibió una llamada de teléfono para que volviera rápido a casa, porque había una pérdida de agua en los artefactos de iluminación del techo del apartamento de la planta baja.

«Llamé de inmediato», escribió Marzouk, «y me encontré con la siguiente versión: Vera estaba tomando un baño. Se distrajo con el teléfono y se olvidó que había dejado el grifo abierto y en funcionamiento con el baño cerrado. Bajó a la cocina. Un tiempo después oyó salpicaduras de agua y se dio cuenta de que había un problema. Vera recordó entonces que estaba llenando la bañera y regresó al cuarto de baño para encontrar la bañera rebosante mientras que Andrew, mi vecino, afirmaba que el agua se derramaba desde los artefactos de iluminación en el techo del primer piso».

Marzouk llamó a una empresa de plomería que «arrancó la alfombra, y suelos, y abrió agujeros en varios lugares con el fin de airear… y se trasladaron todas mis cosas de los armarios, convirtiendo el lugar en una zona de desastre.»

Luego se dirigió a la habitación que había alquilado a Vera para ver allí también había daños causados por el agua. Y fue entonces cuando encontró:

-Una bolsa con una gran caja de condones.

-Un vibrador arriba de la cama.

-Una bolsa llena de pañuelos de papel usados en la cama.

-Una selección de zapatos de taco muy alto.

-Una «lista» de escenas pornográficas que Marzouk presume Vera tenía previsto rodar con sus clientes.

También encontró que Vera había instalado su propia fuente de iluminación en lo que ya era un cuarto de baño bien iluminado.

«Sospecho que necesitaba una iluminación más adecuada para los videos e imágenes que estaba tomando para sus ‘colegas'», escribió Marzouk.

Marzouk afirma que Airbnb debería tener procedimientos de selección más estrictos, porque «yo le di mis llaves a alguien a quien Airbnb ni siquiera había comprobado su identificación.»

A diferencia de otros propietarios de casas a los que Airbnb nunca reembolsó por sus problemas, el caso de Marzouk parece tener un final feliz.

Airbnb dijo que la compañía está tomando medidas contra «Vera», y que va a pagar por los daños, que Marzouk estima en USD 10.000.

En una declaración sobre el incidente, el portavoz de la empresa dijo: «Tenemos tolerancia cero para este tipo de comportamiento, y hemos eliminado a esta persona de nuestra plataforma.»

Contenido Premium

- Publicidad -

Lo último