Noticias Locas

Se casó con tres hombres a la vez luego de fracasar en un matrimonio monógamo

Una mujer de 36 años de Amugagara, en Uganda, llegó a los titulares por casarse con tres hombres a la vez, después de que su relación monógama fallara.


Hija de un pastor cristiano en la comunidad Teso de Uganda, Ann Grace Aguti ha estado en desacuerdo con los miembros de su clan desde que decidió tener múltiples esposos. Sin embargo, ella siempre defendió su elección diciendo que estuvo casada con un solo hombre, como es habitual en su comunidad, pero que su esposo resultó ser una gran decepción. La mujer había querido un «esposo tierno y amoroso, que pudiera satisfacer todas mis necesidades como ama de casa», pero resultó ser completamente inútil, por lo que lo dejó y decidió probar suerte nuevamente, esta vez con varios hombres a la vez.

“Mi esposo era inútil y yo seguía siendo el sostén de la familia. Cuando lo dejé, comencé a buscar a esa persona especial, pero aún no lo he encontrado porque, incluso ahora, tengo que alimentar a los hombres que tengo. Entonces, mi búsqueda continúa”, dijo Aguti a los medios locales.

Su padre, el pastor Peter Ogwang, afirma que, aunque su hija está actualmente casada con tres hombres, en realidad hubo más anteriormente, y que él y los otros aldeanos habían expulsado a uno de ellos el año pasado por atacarla con una hoz. Recientemente reunió a la comunidad de Amugagara para expulsar a los tres esposos restantes de Aguti de su complejo, alegando que no tenían derecho a vivir allí. Pero la mujer de 36 años les dijo a todos que era adulta, y que vivir con tres esposos había sido su elección.

Los tres maridos de Aguti: Richard Alich, un viudo y policía jubilado, John Peter Oluka, campesino bastante acomodado, y Michael Enyaku, soltero, todos viven en sus propias cabañas en el complejo de seis cabañas de la mujer, y según los informes, parecen llevarse muy bien. Comen todas sus comidas juntos y obedecen todas las instrucciones de Aguti. La consideran la cabeza de la familia, y le permiten tomar todas las decisiones, incluido el orden conyugal.

“Su bicicleta había desarrollado un problema mecánico, así que le ofrecí repararla. En el proceso, una cosa llevó a la otra, y me encontré aquí. Me quedo en esta cabaña”, dijo Richard Alich sobre cómo terminó con Aguti.

“La conocí en un pantano donde estaba pastando a mis vacas, y bromeé acerca de que ella también me había tomado como esposo, y eso fue todo. Ella me asignó una cabaña”, agregó su esposo John Peter Oluka. “Hemos vivido armoniosamente durante casi un año ahora. No tengo ningún problema con mis compañeros. El consenso entre nosotros es que la mami (Aguti) determina la lista de turnos, y su decisión es definitiva».

El pastor Peter Ogwang logró que los tres esposos fueran desalojados del complejo de su hija, pero solo temporalmente. El jefe de la aldea argumentó que los hombres no habían sido presentados a él, por lo que, si querían regresar, tenían que obtener una identificación adecuada y presentarse a la autoridad local. Los hombres se fueron, pero prometieron regresar, y la semana pasada Michael Enyaku ya había regresado a su choza.

Ann Grace Aguti, que se gana la vida vendiendo patas de vaca cocidas, y lleva seis meses de embarazo de su cuarto hijo. No está claro quién es el padre, porque Michael Enyaku no es el único que se atribuye la responsabilidad.