Periodismo Justo

Entrevista a Alberto Fernández: «El Estado está para cuidar a la gente»

Junto a Ernesto Tenembaum, en el Pase de la radio, conversé con el Presidente de la Nación, Alberto Fernández, sobre la situación del país con respeto al coronavirus, el contexto internacional y la mirada de los distintos mandatarios. Aquí, una síntesis de las declaraciones más importantes y la reproducción íntegra de la nota (gentileza de Radio con Vos).


Sobre el miedo que le puede provocar la pandemia

Yo no sé si la palabra que me cabe a mí es miedo. Todos hemos enfrentado situaciones traumáticas, que quisiéramos no vivir pero la vida nos impone vivir. En esos momentos es donde más racional me pongo, y entonces trato de ver cómo paso ese problema, me pongo a pensar cómo supero lo que me toca vivir, que es malo, pero que tengo que vivirlo. Me estremece, no soy un robot. Me toca, me llega. Y la verdad es que en esos casos, en una situación como esta, escucho mucho a los que saben. Y cuando veo muchas opiniones concordantes, eso me da mucha confianza. Yo trato de cuidar a todos y de que se enfermen los menos posibles. Y por eso cuando decidí que habíamos empezado la cuarentena, sin decirle nada a Estanislao, le dije te mando a buscar, agarrá tu gato y venís para acá. Porque él vive solo. Pataleó un rato, como corresponde a todo hijo, y vino. Y acá está. Ahí tal vez, me ganó el miedo. No sé si es miedo la palabra. Pero me sentí más tranquilo teniéndolo al lado y cuidándolo. Tampoco quiero llamarme valiente, porque son categorías muy enormes. Valiente es San Martín. Yo me enfrento a una situación, durante 10 minutos despotrico solo, y después me enfrento a la situación. A mí el miedo no me paraliza, me obliga a pensar el doble.

Sobre la situación en Techint, tras el despido de trabajadores

Es el caso al que se le dio publicidad y el que más me conmovió, porque no es momento de hacer eso, es una falta de solidaridad enorme. Tenemos que volver a incorporar la palabra solidaridad en nuestras vidas. Tenemos que entender que vamos a ser una mejor sociedad si es que no desamparamos alguno. Cuando el Papa habla de la teoría del descarte, que hay una parte de la sociedad que hay que descartar para que la sociedad funcione. Una sociedad que descarta no es una sociedad, es una perversión. Nosotros tenemos que recuperar la ética de la solidaridad. ¿Qué le puede pasar a una empresa que durante un mes trabaje menos? Que gane un poco menos. Has ganado tanta plata a lo largo de tu vida. Tenés una fortuna que te pone entre los más millonarios del mundo. Hermano, esta vez, colaborá. Además colaborá con los que hicieron grande tu empresa. Porque tu empresa es grande por el trabajo de esa gente. Yo no quiero entrar en un debate que nos enoje. Es solo una reflexión.

Lo vamos a resolver. Ellos han tomado nota de que se equivocaron y lo van a resolver. Nosotros desde el Estado estamos haciendo un enorme esfuerzo para todas estas empresas. Ayer cuando vi que los trolls hicieron circular un hashtag que decía «Alberto el miserable sos vos», me quieren hacer creer que yo no estoy preocupado por las Pymes. Hemos puesto a todas las empresas argentinas una nómina salarial íntegra en crédito para que tengan aire. ¿De qué me hablan? Hemos bajado aportes patronales, hemos dado moratorias, hemos congelado alquileres y suspendido ejecuciones hipotecarias. ¿De qué me hablan? Cuando uno ve esas cosas se da cuenta de que hay una Argentina oculta, miserable. Espero que todo esto que nos pasa de alguna manera nos cure de esas perverciones que tenemos.

Sobre la situación de las PyMes

Entraron más de 100 mil PyMes a una moratoria que tienen más de seis meses de gracia para pagar. La pandemia nos complica más, es cierto. Seguiremos esforzándonos más para que en materia económica el dolor sea el menor posible, pero es inevitable que esto nos pase.

Sobre los dichos de Susana Giménez

Yo le agradezco. Ojalá nos demos cuenta de lo que nos toca vivir. Gracias, ayudame. No la conozco personalmente. Pero si ayuda a calmar los ánimos y a entretener a la gente en un momento en el que está encerrada en su casa, bienvenido sea.

Sobre los reclamos de algunos trabajadores de la Salud, que no tienen todos los elementos para enfrentar esta conyuntura

Algo de razón tienen muchos de ellos. Porque el problema que tenemos es que está todo el mundo demandando trajes especiales. La producción está colapsada, porque todo el mundo está demandando. El problema no es tanto la confección: es la tela. Son telas muy específicas que tienen alguna condición de impermeabilidad. Pero estamos trabajando para ver qué de eso podemos hacer en la Argentina.

Los respiradores son otro tema. Nosotros en la Argentina tenemos tres fábricas de respiradores. La más grande está en Córdoba. Hay que agradecerles porque están trabajando las 24 horas del día para darnos alrededor de 400 respiradores al mes. Hay un pedido de compra de respiradores al exterior, que como hay una demanda global muy grande eso se complica. Y hay un proyecto donde se mezclan empresas privadas y la gente de Ciencia y Técnica que es la de convertir un pulmón artificial en un respirador. Ayer se hicieron pruebas en el Hospital Austral y parece que están saliendo bien. Eso nos permitiría contar con 4 mil pulmones artificiales/respiradores en el término de un mes.

Sobre la cantidad de respiradores en la Argentina

Nos hacen falta, para Capital y Gran Buenos Aires solo, alrededor de 1300 más. Pero en el interior hay bastantes. Nos faltan 1300 respiradores para que tengamos la cantidad de camas de terapia intensiva con respiradores que necesitamos.

Sobre el cobro de jubilaciones y ayuda social

Nosotros tenemos que buscar un mecanismo para que no pase lo del otro día. Vamos a habilitar algunas cuantas sucursales de bancos y vamos a dar turnos para la cobranza para que no se mezclen todos. Es un problema que tenemos que resolver.

Sobre los excesos policiales

Los excesos policiales que de ningún modo deben admitirse han sido sancionados. Ayer Axel contó que a casi una decena de agentes los separó. Eso no lo podemos permitir porque básicamente las fuerzas de seguridad están actuando muy bien.

Sobre los aumentos de precios

Con respecto a los precios, hablé con Matías Kulfas y le pasé una serie de datos que estaban llegando. Ocurre básicamente con los negocios de cercanía, no con los supermercados. Estamos trabajando para evitar estos abusos. Los supermercados entraron en un acuerdo que están respetando. Es muy difícil controlar a los pequeños comerciantes porque son negocios chiquitos que están en el interior de los barrios. Pero es imperdonable que se abusen de la gente en estas condiciones.

Sobre las repatriaciones

A los argentinos los estamos trayendo de afuera de un modo dosificado. Porque lo que no podemos hacer es que entren todos de golpe. Un gran número de esos argentinos son portadores del virus. Vienen de EEUU y de Europa, muchos de ellos son jóvenes y no tienen síntomas. Están nuestros consulados las 24 horas abiertos. La cancillería tiene un call center que atiende alrededor de 15 mil llamados diarios. Además, yo he dado la orden de que auxilien económicamente al que lo necesite, hasta que podamos traerlos. Acá se mezclan un sinfín de cosas, pero que todos estén tranquilos de que nos estamos ocupando. En mi WhatsApp recibo mensajes de gente varada. Todo lo que podemos hacer por ellos lo hacemos.

Sobre la deuda externa

Gracias a Dios nos dejaron trabajar tranquilos, y estamos trabajando muy bien. Yo creo que vamos a lograr un buen resultado. Nunca es bueno entrar en default. Nuestra idea es exactamente la misma que el primer día: necesitamos tiempo, hoy no podemos pagar y tenemos muchos más argumentos para explicar por qué no podemos pagar. Kristalina Georgieva fue absolutamente comprensiva, yo expliqué lo que les pasa a los países endeudados y fueron comprensivos.

Sobre los comerciantes

Mi mayor preocupación es el que tiene un kiosco, un almacén, un barcito, un restaurante. Estamos buscando salidas para ellos. Algunas les hemos dado. Pero evidentemente eso va a demandar más tiempo para ellos. Para nada están descartados.

Sobre la situación en Brasil

Lamento mucho que no se entienda la gravedad del problema. El otro día hablando con Andrés Manuel López Obrador, le hablaba de mi preocupación por Brasil, nuestro principal socio enconómico. Uno teme que con esta lógica entre en la misma espiral en la que entraron España, Italia o Estados Unidos. Que cuando pusieron la cuarentena ya era tarde y no pudieron parar la caída.
Le propuse a López Obrador hacer una reunión de la CELAC, porque no sabemos lo que está pasando en otros países. Tenemos que prestar atención a todo eso. Todos tenemos que tomar conciencia de lo que está pasando.

Un motivo para ser optimista y otro para ser pesimista

Un motivo para ser optimista es que nosotros somos un modelo en el mundo: un caso de estudio. Un país que cuando se enteró que había una pandemia decretó una cuarentena obligatoria, y con eso logró espaciar el contagio. Y eso es un llamado de atención en el mundo. Porque China también ordenó cuarentenas pero después de que el virus ya se había expandido. El hecho de que nosotros hayamos tomado esta actitud hizo que el mundo nos tome como centro de pruebas para la solución del problema. Y entonces estamos entre los 10 países que se han tomado para experimentar una posible vacuna o medicación adecuada para curar el virus. En eso también hemos tenido una ventaja. Ayer le pregunté a Axel cuánta gente en la Provincia de Buenos Aires está en terapia intensiva: 9 personas. Eso quiere decir que estamos llevando bien el problema. Tenemos que seguir así para poder dominarlo. ¿Cómo le ganamos al virus? Ganando tiempo. Prolongando la cuarentena, hay otra cosa importante que debemos saber: vamos a tener dos ciclos activos del virus en el cuerpo humano. Vamos a tener muchos más datos.

Un motivo para ser pesimista es que alguno no cumpla, no entienda, se relaje. Que alguno piense que esto ya pasó y provoque un desarrollo mayor del virus.

Aquí, el audio completo de la entrevista: