lunes 22 de octubre
Interesante

Seis descubrimientos que la ciencia no puede explicar

Nos gusta sentirnos superiores a la gente que vivió hace siglos. Pero hay que darles crédito: dejaron como legado algunos artefactos que han puesto al más listo de los científicos modernos a rascarse la cabeza.


6- El Manuscrito Voynich

Es un antiguo libro que ha frustrado todos los intentos de descifrar su contenido. Y no es que alguien sólo escribió un montón de tonterías en un papel y se fue: “Resuelvan ESTO, idiotas”. En realidad, es un libro organizado con un guión consistente, organización discernible y detalladas ilustraciones.

voynich3

Parece que es un verdadero lenguaje, sólo uno que nadie ha visto antes. Y realmente parece que significar algo. Pero nadie sabe qué.
Ni siquiera hay un consenso sobre quién lo escribió, ni cuando fue escrito. Y menos aún, por qué.

¿Por qué no pueden resolverlo? Aquí una imagen para que entender:

voynich2

Ni siquiera lo intentes. Expertos en desciframiento de códigos secretos militares, criptógrafos, matemáticos, lingüistas, gente a la que se les paga para encontrar y descifrar patrones, todos se han sido incapaces de descifrar una sola palabra.

antikythera

Como se puede imaginar, las respuestas posibles han sido de las más variadas, desde algunas razonables, hasta otras que son una completa porquería. Algunos dicen que es un código inquebrantable que requiere una clave para ser resuelto. Otros dicen que es un engaño, y uno demasiado buena. Algunos dicen que es la glosolalia, que es el arte de hablar o escribir algo que no se entiende, pero que está siendo canalizado a través suyo por Dios o los extraterrestres o lo que sea.

5- El mecanismo de Anticitera

Es una antigua e intrincada máquina, encontrada en un naufragio cerca de Grecia, que se remonta a alrededor de 100 aC. El mecanismo de Anticitera contiene engranajes y estructuras que no se encontraron en los dispositivos de nuevo por 1000 años, y sólo entonces, cuando los musulmanes y los chinos estaban ocupados con sus inventos mientras que los europeos estaban matándose unos a otros.

antikythera

¿Por qué no lo resuelven?

En primer lugar, nadie se pone de acuerdo en dónde se hizo el mecanismo de Anticitera, o quién lo diseñó. La creencia popular dice que fue hecha por los griegos dado que todas sus instrucciones están en griego (alrededor de un millón de dólares de nuestros impuestos se han gastado probablemente llegando a esa brillante conclusión), pero la investigación publicada en lugares serios sugirió que el diseño vino de Sicilia.

El mecanismo, aparte de ser un riesgo potencial para los dedos de las personas que lo usan, fue supuestamente utilizado para calcular las posiciones astronómicas. El problema con esto es que en el momento esto fue hecho, nadie había descubierto las leyes de la gravedad o de cómo los cuerpos celestes se movían.

En otras palabras, el mecanismo de Anticitera parece tener funciones que nadie que haya vivido en ese momento habría entendido, y ningún propósito mecánico simple de la época (como navegar buques) explica el número loco de funciones y ajustes que tiene esta máquina.

4- Las tuberías de Baigong

En un área de China en la que se desconoce que hubiera gente ni industrias alguna vez, hay tres misteriosas aberturas triangularesen la cima de una montaña que contiene cientos de antiguas tuberías de hierro oxidado de origen desconocido. Algunas de las tuberías se introducen profundamente en la montaña. Otras de ellass van en un cercano lago de agua salada. Hay más tubos en el lago, y más aún dirigidos de este a oeste a lo largo de la orilla de ese lago. Algunas de las tuberías más grandes tienen 40 cm de diámetro, de tamaño uniforme y se colocan en lo que parece ser un patrón premeditado.

pipes

Entonces, ¿cuál es el problema? Bueno, los arqueólogos han determinado que la fecha de los tubos es de un tiempo cuando la gente todavía estaban tratando de encontrar la manera de cocinar la carne sin prenderse fuego el pelo. Mucho menos hierro colado.

¿Por qué no lo resuelven?

Curiosamente, las tuberías estén limpias de escombros a pesar de ser más viejas que Zeus. Esto sugiere que no estaban simplemente enterradas en el suelo por el placer de hacerlo, sino que en realidad sirven para algo.

Como de costumbre, una facción de chiflados cree que los Tubos Baigong podría ser un laboratorio de astronomía antiguo o incluso un lugar de lanzamiento de naves espaciales hecha por extraterrestres. Esto sería posible porque los tubos contienen una proporción de sílice parecida a la que se encuentra en Marte. Por supuesto, la tapa de alcantarilla fuera de su casa también, así que tome eso con un grano de sal.

Algunos dicen que son un engaño. Llama la atención en un país como China donde el gobierno está muy atento a todas las actividades de la población, que no se sepa de dónde salieron.

3- Las bolas gigantes de piedra de Costa Rica

En algunas zonas de Costa Rica y alrededores se encuentran dispersas bolas de piedra gigantes. Son lisas y perfectamente esféricas, o casi. Algunas son bastante pequeñas, de pocos centímetros de diámetro, pero otras son tan grandes como dos metros y medio de diámetro y pesan varias toneladas. Han sido cinceladas a la perfección por personas desconocidas.

balls

Algunas de las bolas han sido aplastadas por los habitantes locales con la esperanza de encontrar oro, granos de café, o incluso bebés. También algunos intentaron hacerlas rodar, pero pueden ser demasiado pesadas para eso.

La información más útil que se consiguió al respecto es que no hay alrededor ni en las cercanías ninguna cantera que pueda haberlas fabricado. Esta información es en realidad inútil teniendo en cuenta que las bolas están talladas en piedra volcánica.

balls2

2- Las baterías de Bagdad

Son una serie de artefactos encontrados en el área de la Mesopotamia que datan de los primeros siglos AC. bCuando los arqueólogos tropezaron con las baterías, asumieron que sólo eran ollas de barro usadas antiguamente para el almacenamiento. Pero esa teoría rápidamente cayó, ya que cada uno contiene una varilla de cobre que muestra evidencia de corrosión ácida. Ahora, en caso de que no eras el nerd más grande en la escuela, esto significa que las ollas probablemente contenían un líquido que interactuaba con el cobre y producía una carga eléctrica. Si es verdad, son anteriores a la primera batería moderna conocida por cientos de años.

battery2

Algunos relieves de piedra llamados la “luz Dendera” representan lo que algunos creen que son luces de arco eléctrico, lo que requeriría algo así como las baterías de Bagdad para funcionar. Otros creen que esa teoría es medio tonta.

Las hipótesis más razonables dicen que las pilas se han utilizado para galvanizar artículos con oro. Otros dicen que los hechiceros podrían haber utilizado las pilas para impresionar a la gente (dando la impresión de que tenían poderes místicos).

Se encuentran actualmente en el Museo de Bagdad.

1- El Bloop

En 1997 la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de EE.UU. (NOAA) registró un extraño sonido en el océano. Extraño y ruidoso. Tan fuerte que fue recogido por dos micrófonos separados 3000 millas de distancia. El sonido, apodado “El Bloop”, no suena a nada a la velocidad normal. Sin embargo, la NOAA nos hizo el favor de acelerar la grabación a 16 veces la velocidad normal, haciendo que suene como una piedra adentro del agua: “Bloop”.

Los científicos determinaron que su patrón de onda indica que fue hecha por un animal, y no un electroimán gigante chupando un avión del cielo, como los creadores de Los esperaban sin duda.

Imagenes_calamar_gigante

¿Por qué no logran resolver el misterio?

No hay ningún animal lo suficientemente fuerte o lo suficientemente grande como para hacer ese tipo de ruido. No es una ballena azul, no un mono aullador, no un adolescente asustado.

No mucho tiempo después de la NOAA publicó el sonido a su sitio web. Algunos fans de HP Lovecraft en Internet indicaron que El Bloop podía haber sido hecho por Cthulhu de Lovecraft, un personaje asesino de un calamar-dragón-gigante.

Vía 6 Insane Discoveries That Science Can’t Explain

 

Dejar un comentario