domingo 24 de junio
Fuente: Organización Panamericana de la Salud
Interesante

Fiebre chikungunya: nueva enfermedad transmitida por mosquitos

El Ministerio de Salud informó que podría estar ingresando al país una enfermedad transmitida por mosquitos llamada fiebre chikungunya, que ya se expandió por nueve países latinoamericanos. De qué se trata y cómo hacer para evitar que el mosquito transmisor continúe su desarrollo.

La enfermedad es causada por un virus transmitido por la picadura de un mosquito infectado. El nombre significa “aquel que se encorva” ya que describe la apariencia inclinada de las personas que lo padecen por los dolores musculares y articulares que suele provocar, según la descripción del Ministerio de Salud. El mosquito transmisor es el mismo que en el dengue, el aedes Aegypti y también el aedes Albopictus.


La fiebre provoca fuertes dolores en las articulaciones, que pueden llegar a prolongarse durante meses o incluso años para algunas personas, pero es raro que lleve a la muerte, según explicó la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

El virus fue detectado por primera vez en Tanzania en 1952. Desde 2004 hubo brotes en África, las islas del Océano Índico, la región del Pacífico incluyendo Australia y el sudeste asiático. En 2007 el virus ocasionó un brote en Italia y en 2013 se emitió el primer alerta por brotes autóctonos en América. La información sobre la evolución de la enfermedad se actualiza semanalmente y al momento hay un total de 302.081 casos sospechados y 4.756 casos confirmados en el período 2013-2014. Se localizan principalmente en los países de Centroamérica y el Caribe.

Según la OPS, existen varios factores de riesgo en el continente para su pronta expansión. Como es un virus nuevo, toda la población es susceptible de adquirir el chikungunya porque no tiene defensas. Además, la presencia del mosquito Aedes está ampliamente distribuido en el lugar por las condiciones de clima, temperatura y humedad de los países tropicales.

Como en el caso del dengue, como no existe vacuna, la mejor forma de prevenir la fiebre chikungunya es disminuir los lugares donde se puedan criar mosquitos. Para eso, se deben eliminar los recipientes sin utilidad que pueden acumular agua (latas, botellas, neumáticos, trozos de plástico y lona), dar vuelta los que sí se usan (baldes, palanganas, tambores) o vaciarlos permanentemente (portamacetas, bebederos), entre otras recomendaciones del Ministerio de Salud y la OPS.

Si bien no existen casos en la Argentina al momento, desde Salud prefieren la precaución. “Es probable que el próximo verano tengamos casos en la Argentina. El virus viene propagándose hacia el sur, hay un gran movimiento de personas que circulan hacia y desde zonas endémicas, y en el país existe el vector, el mosquito Aedes Aegypti, el mismo que para el dengue”, declaró Juan Herrmann, Director de Epidemiología de Nación.

Además, insistió con la necesidad de la ‘sospecha clínica’ por parte del servicio médico: ante toda consulta por fiebres inespecíficas, hay que sospechar e investigar la posibilidad de chikungunya.

Por último, Herman explicó que se pueden tratar los dolores “con analgésicos y antifebriles como el paracetamol”. Según su opinión es preferible no usar aspirina. “El paciente puede transmitir la enfermedad durante el período febril, por lo cual es importante que utilice repelentes o tules para evitar picaduras de mosquitos. La chikungunya no se transmite en forma directa a otras personas”, declaró el funcionario.

 

Dejar un comentario