17.3 C
Buenos Aires
viernes 25 de septiembre de 2020
Periodismo . com

El mundo se dirige hacia la desigualdad extrema

Recientemente la organización Oxfam Intermón publicó su informe sobre la riqueza mundial en el que advirtió que la desigualdad sigue en aumento, y que para el 2016 el 1 por ciento más rico de la población mundial poseerá más riquezas que el 99 por ciento restante.

En su informe Oxfam dice: «Hablamos de 70 millones de personas frente a 7.000 millones, ya no es posible que este aumento espectacular de la desigualdad pase desapercibido». Las 80 personas más ricas del mundo poseen tanta riqueza como los 3.500 millones de personas más pobres, añade la organización.

En el marco del Foro Económico Mundial, llevado a cabo en Davos del 21 al 24 de enero de este año, en el que se reunió la élite política y de los negocios, Oxfam hizo un llamado urgente a la acción contra la desigualdad y planteó siete objetivos que deberían ser prioridades de los gobiernos mundiales:

1 – «Hacer de la lucha contra la desigualdad un objetivo internacional»

2 – «Frenar la evasión y la elusión fiscal por parte de grandes empresas y los más ricos»

3 – «Distribuir el esfuerzo fiscal de forma justa y equitativa, trasladando la carga tributaria del trabajo y el consumo al patrimonio y el capital»

4 – «Invertir en servicios públicos gratuitos y universales, como la educación o la sanidad»

5 – «Fijar un salario mínimo para que todos los trabajadores alcancen un nivel de vida digno»

6 – «Lograr la igualdad salarial y promover políticas económicas a favor de las mujeres»

7 – «Garantizar sistemas de protección social adecuados para las personas más pobres incluido un sistema de garantía de ingresos mínimos».

Cabe destacar que los milmillonarios que más vieron crecer su fortuna durante el año pasado fueron aquellos que invirtieron en los sectores farmacéuticos y de atención sanitaria, estos, a su vez, invirtieron millones de dólares para lo que se conoce como lobby, es decir, para ejercer influencia en el ámbito político y económico de los Gobiernos de los países que afectan directamente sus intereses comerciales.

Oxfam también llamó la atención sobre otros datos del Banco Mundial, como que una de cada nueve personas carece de alimentos suficientes para comer y más de 1.000 millones de personas viven con menos de 1,25 dólares al día; por lo que consideran que «la desigualdad ya no es un tema que perjudique sólo a los más pobres, sino que está dañando el crecimiento económico de toda la sociedad».

 

Contenido Premium

Lo último