Interesante

La promesa del cabello lacio

Tener un cabello lacio y sedoso todos los días es el anhelo de muchas mujeres que sufren problemas como el frizz y el exceso de volumen. Brasileño, japonés, con queratina… el mercado ofrece diferentes tipos de alisados: algunos efectivos e inofensivos y otros nocivos para el pelo y la salud. Enterate en esta nota en cuáles debés confiar y en cuáles no.


Nunca con formol
Existen algunos tratamientos que prometen y garantizan el liso eterno, pero contienen un ingrediente cancerígeno: el formaldehído. Los productos con este componente están prohibidos en los Estados Unidos y en muchas otras partes del mundo, ya que estudios confirmaron que la exposición a ellos puede provocar cáncer y causar irritación en ojos y vías respiratorias.

¿Cómo identificarlos?
Aunque tu peluquero te lo presente como inofensivo, el tratamiento puede contener formaldehído. ¿Cómo darte cuenta? Las personas que aplican este producto lo hacen en ámbitos privados como tu casa o la de ellos, al aire libre o cerca de una ventana y utilizan barbijo y gafas para intentar contrarrestar los malos efectos que ocasiona la inhalación. Sin embargo, estas precauciones no neutralizan las consecuencias dañinas de estos tratamientos en tu salud o la de quien lo aplica.

Productos sin formol
Para identificar un producto de alisado bueno y saludable debes:

– Adquirirlo en una tienda de belleza o farmacia habilitada, recibiendo una factura o ticket por la compra.

– Reconocer la marca del producto. Realizar averiguaciones para asegurarte de que el tratamiento se vende libremente y goza de buena reputación.

– Verificar que en el packaging se advierte sobre la ausencia de formol en el producto. Algunas cremas contienen las leyendas ULEF (formaldehído de emisión ultra-baja) o NAF (sin agregado de formaldehído), para garantizar que no son dañinas.

Alisado japonés
Libre de formol, este alisado consiste en un producto que modifica la estructura del pelo, cambiando por completo su forma y su apariencia para volverlo lacio. El especialista debe alaciar meticulosamente tu pelo con una plancha iónica. El resultado es un cabello liso y sedoso. No se aconseja el uso de este producto en cabellos dañados, y funciona incluso en pelo rizado.

Alisado brasileño
Algunos productos de alisado se presentan como el “método brasileño”, pero en realidad contienen formol. De hecho, el tratamiento “Brazilian Blowout Acai Professional Smoothing Solution” fue prohibido en los Estados Unidos por su alto contenido de formaldehído. Sin embargo, existen otros métodos de alisado brasileño que se basan fundamentalmente en la queratina. En ellos sí puedes confiar.

Queratina para un pelo lacio
“En este momento el tratamiento de queratina es el más popular para un alisado excelente”, señala el reconocido estilista Anthony Lee. “Un alisado suave, no abrasivo, como el de la queratina puede traer los resultados deseados”. La queratina recompone la estructura capilar, cerrando los poros abiertos de tu pelo, otorgando cuerpo y eliminando el frizz. Al aplicar la plancha, el cabello queda liso y sedoso por mucho tiempo. Se recomienda realizar este tratamiento con intervalos de entre cuatro y seis meses.