domingo 21 de octubre
Noticias Locas

Crea anteojos que ocultan la pantalla del teléfono a los extraños

¿No te molesta cuando estás en el transporte público usando el teléfono y notás que un extraño mira tu pantalla por encima del hombro? ¡Esa gente es de lo peor! Pero gracias a las gafas especiales de Celal Göger, ya no tendrás que lidiar con ellos nunca más.


Göger, de 42 años, reparador de teléfonos móviles de la ciudad turca de Bismil, inventó unos anteojos especiales que interactúan con la pantalla del Smartphone, para que sólo el usuario pueda verlo.
privacy-glasses-600x339

Göger contó que la idea de las gafas se le ocurrió hace cuatro meses, mientras chequeaba sus mensajes en el tranvía, y se dio cuenta de que varias personas en el atestado vehículo estaban mirando la pantalla de su teléfono. Llegó a la conclusión de que era una cuestión de privacidad grave, que seguramente muchas personas enfrentan a diario. Por lo que regresó a su taller de reparaciones y comenzó a trabajar en una solución.

El técnico ideó un sistema que vuelve completamente blanca la pantalla de cualquier teléfono, tablet u ordenador portátil para todo el que la mire, a menos que lleve un par de gafas especiales, que le permite ver la pantalla normalmente.

privacy-glasses2

Los detalles exactos del invento no son muy claros, ya que la historia aún no ha sido cubierta por los medios occidentales, pero por lo que puede verse en los sitios web turcos, Göger programó un pequeño chip para encender la pantalla en blanco, y lo instaló en el teléfono. También instaló otro chip que puede montarse en cualquier par de anteojos y conectarlo con el chip en el teléfono vía Blutooth, para omitir la pantalla blanca.

La mejor parte de la invención de Celal Göger es que afirma que sólo costaría alrededor de 10 dólares, incluyendo el sistema Bluetooth que conmuta el mecanismo de encendido y apagado. Añade que su sistema de protección de la privacidad funciona en cualquier pantalla electrónica, incluso televisores. Por ejemplo, si tenés ganas de ver un programa, pero no querés que nadie se entere de lo que estás viendo, sólo tenés que ponerte las gafas y accionar un interruptor, y la pantalla se queda en blanco para todo el mundo, menos para vos.

Göger está tratando de patentar su invento, luego de lo cual planea centrarse en varias opciones para producirlo en masa.

 

Dejar un comentario