Medios

Cinco signos de que una historia viral es falsa

Hace unos días el usuario anónimo de Twitter @SixthFormPoet contó una historia de un romance en un cementerio, que se volvió viral en Twitter. El tuitero contó que solía poner flores en una tumba que parecía nunca haber recibido atención, solo para descubrir que era la tumba de un hombre que asesinó a su esposa y a sus padres el día de Navidad. Como penitencia, encontró las tumbas de las víctimas y fue allí para colocar flores sobre ellas, donde, increíblemente, conoció a su actual esposa, y a la sobrina y la nieta del fallecido.


Para ser justos, en realidad no podemos afirmar que la historia de @SixthFormPoet sea falsa, aunque no pudimos encontrar ninguna noticia sobre triples homicidios en Navidad en Sussex, donde se supone que la noticia tuvo lugar. Pero la mayoría de las veces, los hilos virales de Twitter que cuentan historias extravagantes y demasiado buenas para ser verdad, son efectivamente demasiado buenas para ser verdad.

Lo bueno de que historias como estas aparezcan con tanta frecuencia, es que se vuelven más fáciles de detectar. Una vez que conocemos la fórmula, es difícil leer más allá de un tuit o dos antes de reconocer que lo que estamos leyendo es solo ficción. Para reforzar estos conceptos, aquí una lista de los puntos a los que debemos estar atentos:

 

1- La persona que tuitea la historia es el héroe

Nadie tuitea una historia en la que es el villano. O tiene un papel secundario. O incluso simplemente es testigo de algo loco. No, siempre están en el centro de la historia. Es el que salva el día, o rescata a la niña, o gana la lotería. Como bien sabemos, no es así como funciona la vida. No caigan en la trampa.

 

2- ¡DEMASIADAS LETRAS MAYUSCULAS!

¿ALGUIEN ESTÁ TUITEANDO DE ESTA MANERTA? ¿ES SU HISTORIA MEJOR CONTADA EN UN GRITO? Una ligera búsqueda en Google de los homicidios triples del día de Navidad en el área de Sussex no llevó a nada que confirme que este hilo fuera real, pero desplazándonos por los comentarios, al menos una persona afirmó haber escuchado todo el relato anteriormente de otra fuente. Un signo seguro de una leyenda robada.

 

3- Se necesita más de un tuit para contarlo

En ningún otro lado el consejo de ser breve aplica tanto como en Twitter. Es el objetivo máximo de Twitter (o al menos lo era antes de que la plataforma duplicara su límite de caracteres). Si alguien necesita 17 tuits, cada uno más extravagante que el anterior, para contar una historia… probablemente sea falsa. Hay un buen motivo por el que los buenos mentirosos a menudo evitan enredarse en demasiados detalles.

 

4- ¡Hora de cuentos!

Cualquiera que parezca estar ansioso por contar su ridícula historia a una audiencia debe levantar una alerta. Si una persona que tuitea un hilo lo hace fingiendo que está hablando con una audiencia de millones antes de que incluso tenga una docena de retuits, desconfíen.

 

5- Hay hilos de seguimiento

Shane Morris, del famoso viral del MS-13, afirma que tuiteó la historia después de que un tuit diferente sobre cómo hacer hongos se volviera viral. Quería ver si podía superarlo.

Desde que tuiteó el episodio de la tumba, @SixthFormPoet también ha tuiteado un hilo sobre sus hijos ahorrando para ir a Disney, y luego decidir el día del viaje que los fondos se gastarían mejor ayudando a un vecino que, en ese momento, no tenía hogar; y un seguimiento de cómo ese hombre dijo que se juntó con una amiga de la familia, y ahora están comprometidos. A veces las personas realmente viven vidas de locos en las que les pasan cosas locas en repetidas ocasiones… ¡pero esas personas probablemente no están tuiteando sobre ellos para llamar la atención!

Vía