Medios

El secreto del periodismo de autor

(Por Cicco*)


Vamos a dejar en claro un gran prejuicio. Muchas veces los periodistas protestan por la clase de temas que les toca cubrir. Piensan que no hay forma de contar ese bodrio que les ha encomendado su jefe con originalidad. Dicen: “El día que me toque ir a una guerra, estar en la línea de combate, ahí sí voy a poder hacer buen periodismo. O el día que haya un asesinato, pueda visitar el lugar del crimen, entrevistar al homicida y conversar con la familia de las víctimas, entonces, sí voy a ser un periodista premiado por la fundación García Márquez”. O: “El día que me den una semana para escribir una buena historia, va a salir algo bueno”. Pero esto, desgraciadamente, no ocurre nunca. Al día de hoy, jamás me permitieron entrar a la escena de un crimen, nunca hablé con homicidas –bueno, dos veces sí, pero parecían muy gentiles-, nunca me mandaron a cubrir una guerra y nunca tuve más que un puñado de días –tres, como máximo- para resolver un artículo.

Ahora bien, déjenme decirles un secreto:

Si algo es aburrido, hay que contarlo como aburrido.

Es un gran secreto, un gran truco y les pido que, por favor, se lo anoten. ¿Ustedes se piensan que son los únicos que se aburren en esos eventos pelmazos de artistas y escritores agrandados mirándose el ombligo? ¡A todo el mundo lo duerme! ¿Por qué se van a ver obligados a decir que es entretenido algo que es para dormirse? ¡Que se ocupen los agentes de prensa de hacer eso!

En eso reside la originalidad de un texto: en ser francos. No hay nada mejor que sentir que el periodista está siendo sincero con uno y no obedece a una clase de compromiso o formalidad donde los booms son todos geniales, los artistas nunca se cuestionan, y los escritores son todos piolas. Así que anotemos esta regla de oro también en el pizarrón, total, en el aula virtual lo que sobran son tizas:

Lo más importante para un periodista es ser franco con el lector.

Por Dios, cualquier cosa puede ser bien escrita, si somos sinceros al respecto. A decir verdad, hay más probabilidades de encontrar buenas y originales impresiones del tema más boludo del mundo –hoy Marcelito tipeará un artículo mío sobre esto-, que de un evento excitante, cargado de adrenalina.

En tiempos en que todo se sabe, todo se cubre, y todo se ve, el periodismo de autor, la mirada franca del periodista, es la mejor herramienta para informar. El cómo se narra es lo único que vale la pena hacer. Pero eso necesita de esfuerzo.

 

*Cicco es docente del Curso de Periodismo Narrativo, que se dicta en forma online en el sitio Periodismo.net, y comienza el próximo 18 de septiembre.

Informes e inscripción:
Web: www.periodismo.net
Email: [email protected]
Facebook: @cursosdeperiodismo
Instagram: @cursosdeperiodismo
Whatsapp: (54 11) 56159600